FOCO BICENTENARIO: Cineteca U de Chile en FIDOCS 2009

En el marco del Festival de Cine Documental FIDOCS 2009, Cineteca Universidad de Chile pCinresentará parte de su archivo fílmico.

La presentación de las películas será realizada por Raúl Camargo, académico de la Universidad del Desarrollo y programador de FIDOCS, y Luis Horta, encargado de investigación de la Cineteca de la Universidad de Chile.

Entre el martes, 09 y el domingo 14 de junio a las 17 hrs.

Centro Cultural Palacio La Moneda
Plaza de la Ciudadanía 26, Metro Moneda
Por Valores, programación y mas información visitar http://www.fidocs.cl

* * * * * *
Breve Historia del Cine Documental Chileno.
Por Raúl Camargo.

El Festival Internacional de Documentales de Santiago, con el patrocinio de la Comisión Bicentenario y la Cineteca de la Universidad de Chile y la colaboración de la Cineteca Nacional y el Archivo Fílmico de la Universidad Católica se ha propuesto contar la historia del país en base a los documentales que Chile ha producido.

Esta actividad se realizará en dos partes, la primera este año 2009, abarcando la producción desde los inicios del cine documental hasta 1973, y la segunda parte para el 2010, y que comprenderá desde 1973 hasta la actualidad.

La pregunta que trataremos de responder es la siguiente:
¿Puede contarse la historia de un país en base a las películas que produce?

A continuación una breve contextualización histórica del documental nacional:

Los inicios del cine chileno son los inicios del cine documental. Las primeras experiencias son aquellas realizadas por los camarógrafos de los hermanos Lumiere, quienes recorren el mundo buscando registrar para el naciente invento las distintas geografías y los personajes que la habitan, desde una mirada pintoresca, exótica, costumbrista.

El cine llega a Chile como espectáculo de exhibición en 1896, sólo un año después de la primera proyección pública de la historia realizada en Francia por los mismos Lumiere.

De esta primera etapa son muy pocas las obras que han podido conservarse. Lo que sí debe resaltarse es que a partir de la invención del cine los países procurarán poder participar de la creación de sus propias imágenes, para así participar del concierto internacional de naciones avanzadas.

Esto se reflejará en las distintas “vistas” que tienen como objetivo el “mostrar” el país, a la vez de demostrar que no es un territorio indómito habitado por salvajes.

Los primeros autores del cine nacional serán camarógrafos extranjeros que se asentarán en Chile.

De 1903 data Un Paseo a Playa Ancha, del francés Massonier. Este filme es el más antiguo que se conserva, y muestra en 3 minutos una suerte de compilado de tradiciones y costumbres registrado al aire libre en Playa Ancha, con bailes, comidas y personajes típicos. Esta primera muestra de “chilenidad” nos da indicios del camino que se desarrollará a partir de la segunda mitad del siglo XX, cuando serán los cineastas nacionales los que intentarán desentrañar ese “ser chileno”.

Otro cineasta extranjero tendrá una vital importancia en nuestra incipiente cinematografía: el italiano Salvador Giambastiani, quien funda en 1915 la empresa Giambastiani Films, y que realizará en 1919 el documental Recuerdos del Mineral el Teniente, el cual pese a ser realizado por encargo de la compañía minera Bradden Copper tiene un marcado tinte autoral, con una estructura narrativa clara y que sigue las distintas aristas del mundo minero.

De ahí en más el primer período del cine documental chileno se caracterizará por el registro del territorio nacional y sus actividades, por la filmación de grandes acontecimientos nacionales y por las películas de encargo, que muestran el avance de la nación en distintas materias.

Funerales de Luis Emilio Recabarren (1924)

Funerales de Luis Emilio Recabarren (1924)

Así por ejemplo se registran los funerales de Emilio Recabarren (1924) y Pedro Aguirre Cerda (1941). Eric Page da cuenta de la vida en la Quinta Región con Viña del Mar, Ciudad Jardín (1930), Pablo Petrowitsch filma Un Dieciocho en Chuquicamata (1947) y Armando Sandoval realiza su noticiero Panoramas Sureños (1954). Armando Rojas Castro se dedicara a testimoniar el avance y progreso de la nación en una serie de filmes lamentablemente perdidos. Esta temática será recogida por Edmundo Urrutia con El Corazón de una Nación (1928), mientras Emilio Taulis hace una pregunta clave con Que Es Chilenidad (1939).

Dicha pregunta comenzará a ser respondida de manera profunda a partir de la segunda mitad del siglo XX.

El documentalista Rafael C. Sánchez

El documentalista Rafael C. Sánchez

En 1957 se realizan los documentales Las Callampas de Rafael Sánchez y Mimbre de Sergio Bravo. Ambos cineastas fundaron los primeros centros de estudio y producción cinematográfica universitaria (Instituto Fílmico de la Universidad Católica en 1955 y el Centro de Cine Experimental de la Universidad de Chile en 1957, respectivamente), los cuales, junto con la reapertura y reformulación de Chile Films por parte del Estado posibilitaron que una serie de cineastas desarrollasen una cinematografía nacional estrechamente ligada a los procesos socioculturales que el país vivía. Esta conjunción irrumpe con fuerza desde la mirada del documental, mirada que prontamente será adoptada por el cine de ficción.

Se inicia así la búsqueda de una construcción de un cine que reflejase las distintas identidades nacionales, con un fuerte acento en las reivindicaciones sociales y el rescate de nuestras raíces.

Nieves Yankovic y Jorge di Lauro

Nieves Yankovic y Jorge di Lauro

Así tenemos la instalación del ser chileno desde las tradiciones más populares pero extrañamente olvidadas por el cine (a no ser que fuese desde el costumbrismo típico o lo que podríamos llamar la mirada del afuerino) y la búsqueda de encontrar ese “ser chileno” a lo largo de todo el territorio, vertiente representada principalmente por Sergio Bravo (Láminas de Almahue, Trilla, Mimbre, Aquel Nguillatún, Organilleros), Rafael Sánchez (Faro Evangelista, Chile Paralelo 56) Pedro Chaskel y Héctor Ríos (Aquí Vivieron) y el matrimonio conformado por Nieves Yankovic y Jorge di Lauro (Andacollo, Isla de Pascua, San Pedro de Atacama).

Todos estos cortometrajes documentales insinúan algunas experimentaciones formales muy ligadas a la escuela soviética del montaje y a un cine de corte antropológico, cuyo máximo ideólogo a nivel teórico (Edgard Morin) visitara el país a inicios de los 60. Tanto su visita como la de Henry Langlois, director de la Cinemateca Francesa (en donde los “jóvenes turcos” de la Nouvelle Vague iniciaron su trayecto cinematográfico), permitirán ampliar la actualización de nuestros cineastas en cuanto a la teoría fílmica y su consecución práctica.

Sin embargo las transformaciones políticas que el país sufre harán que la visita de Joris Ivens, el documentalista político por antonomasia, coincida con un giro hacia un cine documental mucho más militante. El mismo Ivens filmara en 1964 El Tren de la Victoria, sobre la campaña de Allende al poder, siendo éste derrotado por el democratacristiano Eduardo Frei Montalva. Como contraparte Sergio Bravo filma “Las Banderas del Pueblo”, también sobre la mítica campaña de Allende.

El paso del gobierno de la llamada “Revolución en Libertad” de Eduardo Frei al Gobierno de la Unidad Popular de Salvador Allende (y las reivindicaciones sociales que provocaron dicho paso) se verá manifestado en el cine de aquel período.

Premonitorio será el trabajo de Pedro Chaskel, quien utiliza técnicas de animación y fotos fijas para realizar Érase una Vez (1965) y Venceremos (1970), en donde desarrolla, primero sutil e irónicamente y luego de manera explícita las contradicciones de nuestra sociedad y el anhelo de cambio, cuya posibilidad estaba representada por la asunción de Allende al poder.

Diego Bonacina

Diego Bonacina

Los derechos de los trabajadores y la cohesión del movimiento obrero serán representados por Sergio Bravo en La Marcha del Carbón (1963), temática luego retomada tanto por José Román y Diego Bonacina en Reportaje a Lota (1969). La importancia de la minería y de la nacionalización de los recursos naturales será un tópico clave, como lo indica claramente Fernando Balmaceda con el título de su película de 1971 El Sueldo de Chile. Angelina Vásquez explora la historia del que fue nuestra principal fuente de riqueza en los inicios del siglo XX con Crónica del Salitre (1971).

José Román

José Román

El cine documental también evidenciará la problemática de la tierra, enfocándose en los conflictos indígenas y la reforma agraria, mostrando desde el trabajo agrícola hasta la explotación del trabajador, reflexionando sobre a quienes finalmente debe pertenecer dicha tierra. Ejemplo de esto son los filmes Nutüayin Mapu (1969) de Carlos Flores, Tierra (1971) de Rene Kocher y No nos Trancarán el Paso (1971) de Guillermo Cahn y Héctor Ríos.
De la problemática de la tierra se extiende a la problemática de la vivienda. Una serie de compatriotas ha migrado del campo a la ciudad, campesinos, obreros, mapuches como los que registra Marilú Mallet en Amuhuelai-mi (1972). A Las Callampas de Rafael Sánchez se unen Herminda de la Victoria (1969) de Douglas Hubner y Casa o Mierda (1970) de Guillermo Cahn y Carlos Flores para denunciar la necesidad de vivienda y el nivel de organización y dignidad de las personas que la solicitan. El rol preponderante de la mujer como sostenedora del día a día del hogar quedará registrado en Mijita (1970) de Sergio Castilla y Campamento Sol Naciente (1972) de Ignacio Aliaga.

Cine Experimental Universidad de Chile, 1969

Cine Experimental Universidad de Chile, 1969

La preocupación por el nivel de vida de la población y los flagelos que la amenazan son evidenciados por Pedro Chaskel y Héctor Ríos en Testimonio (1968), Entre Ponerle y no Ponerle (1971) del propio Ríos y Desnutrición Infantil (1969) de Álvaro Ramírez. De este mismo autor es “Brigada Ramona Parra” (1970) realizado en conjunto con Leonardo Céspedes y Samuel Carvajal y que muestra el trabajo de esta mítica brigada muralista.

Ramírez a su vez filmará el funeral de un militante comunista muerto, mostrando la creciente polarización del país. Su obra Miguel Ángel Aguilera Presente (1970) marca un giro en este tipo de registros: ya no es el pueblo que despide con honores a uno de sus líderes políticos, es el pueblo que despide a uno de los suyos, un hombre que vio como podía transformarse en un actor relevante de la vida nacional.

Este sentido colectivo, de gesta épica del período de la Unidad Popular será inmortalizado por Patricio Guzmán, quien con Primer Año (1971), La Respuesta de Octubre (1972) y La Batalla de Chile (1975.1979) realizará una completa bitácora de cómo aquellos sueños de una sociedad justa e igualitaria fueron absolutamente arrancados de cuajo, exterminados como la vida de miles de chilenos.

Pedro Chaskel filma en 1973 como los aviones Hawker Hunter vuelan hacia La Moneda. El bombardeo se produce, el gobierno cae, Allende muere. Compatriotas y cineastas son asesinados, son exiliados. Otros se quedan en Chile.

Una parte de la historia termina, para dar paso a otra, la cual contaremos en la versión 2010 del Festival Internacional de Documentales de Santiago.

*****

PROGRAMA
Fechas, valores e información adicional en http://www.fidocs.cl

DE LAS VISTAS A LA EXPLORACIÓN DEL TERRITORIO NACIONAL

“Un Paseo a Playa Ancha” de de A.MASONNIER (1903, 3’)
“El Corazón de una Nación” de Edmundo URRUTIA (1928, 10’)
“Viña del Mar, Ciudad Jardín” de Eric PAGE (1930, 15’)
“Panoramas Sureños” de Armando SANDOVAL (1954, 11’)
“Colonización en Chile” de Fernando BALMACEDA (1957, 10’)
“Aquí Vivieron” de Pedro CHASKEL y Héctor RÍOS (1964, 18’)
“Chile Paralelo 56” de Rafaél SÁNCHEZ (1964, 23’)

MANIFESTACIONES Y TRADICIONES POPULARES

“Funerales Luis Emilio Recabarren” (1924, 10’)
“Funerales Pedro Aguirre Cerda” (1941, 10’)
“Qué es Chilenidad” de Emilio TAULIS (1939, 8’)
“Andacollo” de Nieves YANKOVIC y Jorge DI LAURO (1958, 25’)
“La Feria Volandera” de Armando PAROT (1963, 22’)

MINERÍA: EL SUELDO DE CHILE EN MANOS EXTRANJERAS

“Recuerdos del Mineral El Teniente” de Salvador GIAMBASTIANI (1919, 18’)
“Un 18 en Chuquicamata” de Pablo PETROWITSCH (1947, 8’)
“Reportaje a Lota” de José ROMÁN (1970, 18’)
“Crónica del Salitre” de Angelina VÁSQUEZ (1971, 12’)
“El Sueldo de Chile” de Fernando BALMACEDA (1971, 12’)

LA PROBLEMÁTICA DE LA VIVIENDA

“Las Callampas” de Rafael SÁNCHEZ (1958, 19’)
“Casa o Mierda” de Carlos FLORES y Guillermo CAHN (1969, 10’)
“Hermindia de la Victoria” de Douglas HUBNER (1969, 22’).
“Mijita” de Sergio CASTILLA (1970, 18’)
“Campamento Sol Naciente” de Ignacio ALIAGA (1972, 13’)

REIVINDICACIONES SOCIALES: PROBLEMÁTICA DE LA SALUD Y LA TIERRA

“Por la Tierra Ajena” de Miguel LITTÍN (1965, 8’)
“Testimonio” de Pedro CHASKEL (1969, 7’)
“Desnutrición Infantil” de Álvaro RAMÍREZ (1969, 11’)
“Entre Ponerle y no Ponerle” de Héctor RÍOS (1971, 12’)
“Nutüayin Mapu” de Carlos FLORES (1969, 10’)
“Amuhuelai-mi” de Marilú MALLET (1972, 10’)
“No nos Trancarán el Paso” de Guillermo CAHN (1972, 10’)

POLARIZACIÓN: TRIUNFO Y DERROTA DE LA UNIDAD POPULAR

“Venceremos” de Pedro CHASKEL y Héctor RÍOS (1970, 15’)
“El Cuatro” de Fernando BALMACEDA (1970, 10’)
“Brigada Ramona Parra” de Álvaro RAMÍREZ (1970, 12’)
“Pintando con el Pueblo” de Leonardo CESPEDES (1971, 8’)
“Miguel Ángel Aguilera Presente” de Álvaro RAMÍREZ (1970, 10’)
“Los Hawker Hunter sobre La Moneda” de Pedro CHASKEL (1973, 3’)

Anuncios

Acerca de Cineteca Universidad de Chile

Nos gusta el cine y la historia
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s